Ex hacienda de Aguilera

* Lugar de explotación a espacio de enseñanza y conocimiento en Oaxaca

Oax.-La exhacienda de Aguilara, visible desde muchas cuadras de la calzada Porfirio Díaz o desde el cerro del fortín, éste edificio destaca por sus seis columnas monolíticas de granito pulido con capitel compuesto como lo describe una obra de consulta y que se destaca por ser uno de los pocos edificios que ha conservado su originalidad al paso  del tiempo, aunque en meses recientes debido a que su edificio frontal ha sido utilizado como museo se le han hecho adecuaciones que si bien no  son muy llamativas, si contrastan con su originalidad.

Esta obra de arquitectura ha servido para muchos fines, y aunque se desconoce la fecha exacta se dice que el edificio fue construido en el año de 1913, de la fundación de la finca se tiene una vaga noticia de que en el siglo XVII, ya existía y que tenía una capilla.

Esta ex hacienda en la guerra de Independencia, el 25 de noviembre de 1812, fue ocupado por tropas del generalísimo José María Morelos y Pavón,  en 1866 fue usado por el ejército del general Porfirio Díaz Mori en la toma de Oaxaca,  fue  testigo de la batalla del 27 de enero de 1876 en que las fuerzas regeneradoras que sostenían el Plan de Tuxtepec, salieron victoriosas y entraron triunfantes a la Capital Oaxaqueña, el 22 de abril de 1932 se celebró ahí la conmemoración del IV centenario de la exaltación de Oaxaca como Ciudad, y en sus instalaciones también se exhibieron las joyas de Monte Albán, en un hecho coordinado por el arqueólogo Alfonso Caso.

Los registros históricos refieren que  estuvo sujeta a la municipalidad de Jalatlaco. En sus límites colindaba al Oriente con la Hacienda de San Luis, al Poniente con la Hacienda de Guadalupe, al Sur con Xochimilco y Jalatlaco, y al Norte con San Felipe del Agua. Contaba con una capilla y su extensión era de alrededor de 2,995 metros cuadrados, el cronista de Oaxaca Ing. Jorge Bueno Sanchos en su libro “Internado General Ignacio Mejía, HIJOS DEL EJERCITO”  explica que, “en la Ex hacienda de Aguilera el 16 de octubre de 1939, nació  el internado Ignacio Mejía con el nombre oficial de Escuela Industrial No. 14 “Hijos del ejército, y las aulas se abrieron el  1 de noviembre de 1939 con 125 alumnos.

La Ex-hacienda de Aguilera es actualmente sede de la Facultad de Medicina y Cirugía de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca y desde el 26 de abril de 2019 , fue inaugurado el Museo del Frontispicio de la Facultad de Medicina y Cirujia de la UABJO.

Este museo resguarda  una biblioteca historica, una botica y un  museo de piezas anatómicas trabajadas en la facultad, además de varios espacios que están abiertos al público, aunque por el  momento se encuentran cerrados por la contingencia de salud que impera en Oaxaca.

Otro elemento que resalta en el museo es un cráneo deformado intencionalmente, descubierto en una cueva subterránea de la zona Mixe, que gracias al pintor Francisco Toledo está bajo resguardo de la Máxima Casa de Estudios.

Es importante resaltar  la gran trascendencia que tuvo  esta  hacienda en Oaxaca como muchas otras, desde la etapa colonial, como una importante forma de organización productiva que en su tiempo generó mucha riqueza, para unas cuantas familias, otorgó también el sustento, aunque en condiciones de cruenta explotación, a miles y miles de familias indígenas y personas desposeídas, que como consecuencia de la pobreza no tenían otro recurso que entregar, solo  su fuerza de trabajo, para poder subsistir en condiciones de muy extrema pobreza y miseria sujetos a los grandes potentados o patrones de horca y cuchillo.

Share Post