Contagio de odio, el otro virus que recorre E.U.

Los Ángeles, Cal.- La retórica desde el gobierno y una sociedad enfrentando una pandemia sin precedentes, están impactando para que un clima de odio se disemine como otro virus por todo el país.

No solo las minorías sistemáticamente han sido víctimas de odio, como los migrantes, los afroamericanos, latinos, sino también los asiáticos que ahora enfrentan un incremento de incidentes de odio en su contra.

Lo anterior fue revelado por John Yang, director ejecutivo de la organización Asiáticos Americanos Avanzando en la Justicia (AAJC) durante una conferencia organizada por Ethnic Media Service el pasado 9 de octubre.

Yang dijo que hay una retórica anti-asiática y mucha gente hablando de teorías conspirativas respecto de que China es responsable de esto (la pandemia). En Georgia, dijo un candidato republicano mencionaba eso en términos étnicos. “Creo que vamos a ver esto hasta el día de las elecciones, aunque Biden gane”, aseguró.

Y confesó que el extremismo violento que apareció hace 4 años no va a desaparecer por si mismo, sino que el gobierno tienen que hacer cambios y mantenerse vigilantes.

 El líder comunitario dijo también que tampoco el clima de odio no es nuevo para los asiáticos americanos porque siempre han tenido que lidiar con ello. “Nuestra comunidad siempre ha sido una minoría, a veces nos ponen en contra de los afroamericanos, latinos y todos estamos enfrentando el racismo y lo que significa para la comunidad”.

Hemos enfrentado una exclusión desde que los chinos ayudaron a construir los trenes, luego encarcelaron a los chinos, luego también con el 9/11 con la amenaza terrorista, comentó Yang, al hablar del actual problema político que existe entre Estados Unidos y China.

Por su parte Manju Kulkarni, director ejecutivo de la organización AP3CON habló de un estudio elaborado por su organización que ha registrado 2 mil 583 incidentes de crímenes de odio y discriminación contra estadounidenses de origen asiático e isleños del Pacífico.

Kulkarni, dijo que empezando la pandemia se dispararon los incidentes contra la comunidad asiática, incluso con los nacidos en este país, aclarando que si alguien le da un golpe o algún tipo de ataque físico es catalogado como un crimen y un incidente de odio es aquel que tienen un elemento de odio, tal como un insulto.

“Un incidente de odio es si tu vecino te grita, o si alguien no te deja usar algo como el transporte público, donde no hay un crimen, a menos que el ataque afecte tu seguridad o bienestar ese es ya un crimen de odio”, explicó.

La mayoría, dijo, son incidentes de odio y muchos de ellos son realizados desde las redes sociales como Facebook y Twitter.

Kulkarni aclaró que no espera que esas redes sociales hagan algo al respecto, aunque muchas organizaciones les están hablando, “pero no han hecho nada, de hecho ellos son los que más permiten el odio”, denunció.

De la encuesta que su organización efectuó, dijo que el 5% de los asiáticos americanos en California han sentido un odio relativo contra ellos, son, especificó, “300 mil individuos que han recibido algún tipo de odio”.

Y ejemplificó el caso de un niño asiático americano que fue víctima de un crimen de odio de parte de sus compañeros de la escuela intermedia quienes le gritaron que se fuera a su país (China), pero cuando él les dijo que era norteamericano, los niños lo golpearon veinte veces en la cabeza.

Para contrarrestar esto, indicó que están trabajando con el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles y seguirán presionando a Facebook y Twitter. Plataformas que “aunque han hecho algo en cuanto a desinformación, pero no respecto al odio”, añadió.

A su vez, Neil Ruiz, director asociado de Investigación en Migración Global y Demografía en el Centro de Investigación Pew, dio a conocer los hallazgos de su nuevo informe llamado: Muchos afroamericanos y asiáticos estadounidenses dicen que han experimentado discriminación en medio del brote de COVID-19″.

Ruiz refiriéndose a dicho reporte de Julio, dijo que se ha incrementado la discriminación, pero no solo para los asiáticos sino para todas las comunidades étnicas en general.

El estudio, reveló, se hizo debido al episodio racial de George Floyd , entre junio 4 y 10 de julio del 2020, en el que hablaron con un público general, resultado que 4 de cada 10 estadounidenses dijo que era más común expresar racismo contra los asiáticos, que antes de la pandemia.

Por tal motivo, dijo Ruiz que los asiáticos han sido más víctimas de situaciones de racismo.

“Encontramos que 39% de los asiáticos dicen que la gente actúa muy diferente cuando están ellos, también les hacen más bromas o los han insultado y ellos tienen miedo que los ataques lleguen a lo físico”, sostuvo.

En cuanto al tema racial, por el uso de mascarillas- por la pandemia-, dijo que los asiáticos usan más la mascarilla, pero resulta que los adultos afroamericanos dan más preocupación porque la gente los ve como sospechosos.

La comunidad asiática, en un 75%, apoyan al movimiento Black Lives Matter, porque se sienten identificados con la discriminación de la que también padecen, indicó.

A nivel federal no hay por lo pronto una política contra el odio y recientemente el FBI frustró un complot de gente que estaba planeando un secuestro contra la gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer.

“Recientemente desde el capitolio, el presidente dijo ‘liberen a Michigan’, dijo Michael German, agente retirado del FBI y actualmente integrante del programa Libertad y Seguridad Nacional del Centro por la Justicia quien agregó “menos mal que el FBI estaba chequeando esto”.

German habló del resurgimiento de las organizaciones supremacistas blancas, señalando que por lo menos en papel el FBI dice que los militantes de los grupos de supremacistas blancos son los que más problemas podrían dar.

Y calificó a la actual administración como antipacífica indicando que solo un 12% de los casos la policía los reporta como crímenes de odio.

Refirió un reporte del Departamento de Justicia en el 2000 en que se indicaba el porqué la gente no reportaba los crímenes de odio.

“La población es la que sufre, no tienen buena relación con la policía y a veces no quiere que la policía vaya a sus vecindarios, tampoco ningún alcalde quiere ser líder estatal de eso, porque lo que quieren hacer es que la ciudad atraiga más trabajos, por eso no hay información”, indicó.

German, dijo que los afroamericanos son el grupo que está desproporcionadamente desfasado de los datos como víctimas de crímenes de odio, también los inmigrantes- que han sido invisibles-, y a quienes sistemáticamente se les odia y también el odio que sufren las mujeres.

Tenemos odio entre la sociedad y un grupo de gente del gobierno que permite que se haga, argumentaron los ponentes.